Panqueques de harina de coco con arándanos.

Hace algunos meses, mi amiga Paz, me envío una exquisita receta que compartí en este blog. Ahora, después de un viaje a Jamaica, me envió otra receta, que luce tan bien como la anterior.

Aprovecho también de comentarles que ella me ha ayudado con otro proyecto, contestando las preguntas de algunas  niñas que están en el taller de periodismo del colegio en el cual estoy trabajando. Fueron 3 entrevistas y sus respuestas muy interesantes:

1) “Quiero que cada persona tenga la posibilidad de hacer lo que quiera porque ha tenido las oportunidades educativas para hacerlo independientemente de su nivel socio-económico” Por Caroline Saavedra y Crisstal Valenzuela.

2) “Me gusta mucho ser profesora. Quisiera que las herramientas que estoy haciendo les sirvieran a los estudiantes chilenos.” Por Vahytiare Ovalle y Lía Salamanca.

3) “Estudié pedagogía porque no me interesa ser millonaria. Creo que mis habilidades valen más que simplemente recibir mucho dinero.” Por Grisselle Petrolanda.

 

Y bueno, ahora les copio esta deliciosa receta:

photo 1

Despues de nuestro viaje a Jamaica quede fascinada con la gran variedad de cocos en el caribe. Como chilena es difícil saber de cuanta variedad hay para esta fruta, ya que por nuestro clima no existen más que los pequeños frutos de la palma chilena. Intrigada por toda la variedad de productos asociados a los cocos que existen en EE.UU.decidí hacer panqueques al estilo estadounidense incluyendo todos estos productos. Esto resultó en panqueques bajos en azúcar, ideales para celiacos y personas intolerantes a la lactosa. ¡Ojala les gusten!

Muestra de los productos que ocupé.

Muestra de los productos que ocupé.

Ingredientes

  • 4 huevos.
  • 3 cucharas de aceite de coco.
  • 1/4 taza de leche de coco.
  • 1/4 de taza de harina de coco.
  • 1 cuchara de miel.
  • una pizca de sal.
  • 1/4 cucharadita de polvos de hornear.
  • 1/2 cucharadita de extracto de vainilla.
  • Mantequilla de coco (spreading) para freír los panqueques.
  • 1/2 taza de arándanos.

Instrucciones

1. Mezclar los ingredientes secos en un bol (harina, sal y polvos de hornear).

photo 3

2. Derretir el aceite de coco en una sartén.

3. Mezclar los huevos, leche de coco, miel y el aceite derretido en un bol aparte de los ingredientes secos.

photo 4

4. Mezclar los ingredientes secos con los líquidos y revolver. No es necesario que se disuelvan todos los grumos (me quedan mejor los panqueques cuando no se disuelven todos los grumos). Agregar los arándanos y el extracto de vainilla, luego, revolver un poco.

photo 5

5. Poner un poco de mantequilla de coco en el sartén y con una medida vaciar un poco de masa en la sartén, esperar un par de minutos y darlos vuelta.  Si no les interesa panqueques muy gruesos, les recomiendo ocupar una sartén y espátula grandes  ya que la masa al tener harina de coco, no tiene una consistencia muy fácil de manejar. Les pueden agregar un poco de azúcar flor al servir.

photo 6

La cazuela de mi padre.

Una de las cosas que más me gusta comer es una cazuela hecha por mi papá. Es por eso que en cuanto llegue a Santiago le pedí que la cocinara, y aproveché de sacarle alguna fotitos para compartirlas junto a su receta. Espero que les guste tanto como a mi 🙂

Image

Ingredientes para 6 porciones:

  • 6 pechugas o trutros (muslos) de pollo.
  • 1 cebollín pequeño.
  • 1 zanahoria.
  • 1/5 de pimentón verde.
  • 1/5 de pimentón rojo.
  • 2 dientes de ajo.
  • 1 trozo mediano de zapallo (calabaza).
  • 2 choclos (mazorca de maíz).
  • 8 papas (patatas).
  • Aceite.
  • Sal, orégano y pimienta a gusto.
  • 1/3 taza de arroz.
  • Cilantro.
  • Agua caliente.

Image

Preparación:

Primero se ralla la zanahoria y se se corta el pimentón en tiritas. Se pica el ajo y se corta en rodajas el cebollín.

Image

Esto se sofríe por algunos minutos. Luego se le agrega el pollo y también se sofríe.

Image

Posteriormente se le agregan los aliños: sal, orégano, pimienta. Luego el arroz. Se revuelve todo. Después se le agregan los otros ingredientes: papas, choclos, zapallo, cilantro y un poco de agua caliente.

Previamente, el choclo y el zapallo se cortó en trozos medianos, y el cilantro se picó fino.

Image

Image

Se revuelve todo muy bien y se cubre con agua caliente. Se cocina a fuego medio hasta que las papas estén cocidas; si es necesario se le agrega más agua caliente.

Image

Se sirve caliente con un poco de cilantro picado encima.

Image

Calzones rotos

Hace mucho tiempo que no comía calzones rotos, pero hoy, desde temprano, estaba antojada. Quedaron muy ricos 🙂

Imagen

Los ingredientes para esta receta son:

  • 3 tazas de harina cernida
  • 1/2 taza de azúcar
  • 2 cucharaditas de polvos de hornear
  • la ralladura de un limón
  • 1 huevo
  • 2 yemas de huevo
  • 2 cucharadas de mantequilla a temperatura ambiente
  • 1/2 taza de agua
  • esencia de vainilla
  • azúcar flor (glas, impalpable)
  • Aceite

Preparación:

En un bol se mezclan la harina, el azúcar y los polvos de hornear; luego se le agrega la ralladura del limón.

Imagen

Se le agrega el huevo y las yemas de huevo, una a una, se mezcla y se agrega la mantequilla. Se une todo y queda una masa arenosa.

Imagen

Se le agrega poco a poco el agua, previamente mezclada con la esencia de vainilla, hasta que se forma una masa suave. Se amasa un poco y se estira sobre una superficie enharinada; si es necesario se agrega un poco más de harina a la masa. Se cortan rectángulos a los que se le hace un corte vertical en medio.

Imagen

Se toma uno de los extremos del rectángulo y se introduce por el agujero del corte.

Imagen

Se fríen en aceite caliente hasta que se doren; luego se ponen sobre papel de cocina y se les espolvorea con azúcar flor.

Dobladitas para una rica once

Ayer preparé una once, como las que se suelen tomar en Chile: con pancito, pero también algo dulce. Estuve toda la tarde cocinando; lo primero que hice fueron las marraquetas, ya que es lo que tarda más en estar listo: hay que dejarlas mucho tiempo reposando. Después me puse a hacer pan de huevo y un queque de plátano con nueces; y mientras estaban en el horno hice la masa para las dobladitas, una clase de pan que hace tiempo tenía ganas de hacer, no lo comía desde que vivo en Barcelona.

Marraquetas.

Imagen

Pan de huevo. y Queque de plátano con nueces.

Imagen

Y ahora la receta de las Dobladitas:

  • 1 kilo de harina.
  • 200 gramos de manteca.
  • 2 yemas de huevo.
  • 4 cucharaditas de polvos de hornear.
  • 1/2 taza de vino blanco.
  • Salmuera.

En un recipiente grande, juntar la harina con los polvos de hornear. Después, y de a poco, se le agregan las yemas de huevo, la manteca derretida, el vino blanco y la salmuera. Se une todo y se deja la masa reposar por 30 minutos.

Después se van separando pequeños trozos de masa y con la ayuda de un uslero se estiran sobre una superficie lisa enharinada. Se cortan en círculos de 20 centímetros de diámetro y se doblan, dos veces, por la mitad. Se pintan con huevo batido para que se doren y se les pincha con un tenedor varias veces antes de ponerlas al horno pre calentado a 200°C por alrededor de 40 minutos.

Imagen

Muchas gracias a quienes vinieron a tomar once con nosotros, y por las cosas que trajeron para acompañar. Es la primera vez que tomo vino para la once en lugar del tradicional té o la leche con chocolate de la infancia 🙂

Y para los que no saben lo que es tomar once, acá un vídeo que lo explica bien 😉

Bon Capritx

Imagen

Las primeras personas con las que tuvimos contacto cuando llegamos a Barcelona fueron Oscar y Natalia, una pareja de chilenos que había llegado sólo unos meses antes que nosotros. Oscar fue compañero de Eduardo en la universidad, y aunque en Chile no eran amigos, él nos ayudo mucho a la hora de hacer los trámites para el visado y una vez acá empezamos a vernos regularmente, y claro, conocimos a Natalia.

Natalia estudió en la Escuela de Pastelería del Gremio de Barcelona, y hoy, ya de regreso en Chile, quiere dedicarse de manera profesional a la pastelería; tendrá mucho éxito porque le pone mucha dedicación a cada cosa que hace y eso se nota tanto en la estética de sus pasteles como en el sabor de ellos. Yo he tenido la suerte de probar algunos, como este pastel de cumpleaños que compartimos un poco antes de que se fuera:

Imagen

Y hay creaciones suyas que realmente sorprenden, por ejemplo:

Imagen

Imagen

Imagen

Así que ya sabe, dele ME GUSTA a la página de facebook de Bon Capritx, haga sus encargos y disfrute.

Imagen

Cereal de Quinua

Hace un tiempo, mi amiga Paz participo de este blog con una exquisita receta: galletas de cereal de quinua. En cuanto la leí me dieron ganas de probarla, pero aquí es difícil encontrar cereal de quinua, así que finalmente decidí hacerlo siguiendo las instrucciones que encontré aquí.

Primero lavé la quinua y luego la puse a secar en el horno, a temperatura baja y con la puerta abierta. Después fui poniendo la quinua en una olla, de a poco, para crear una capa simple sobre el fondo de la olla. Se pone la olla, cubierta con la tapa, a fuego alto hasta que la quinua comience a explotar; se saca del fuego rápidamente para que no se queme y una vez que deje de escucharse el sonido de las explosiones se pone en otro recipiente y se repite el proceso cuantas veces se necesite.

Una vez que tenemos listo el cereal de quinua, solo tenemos que seguir las instrucciones de la receta de Paz y obtendremos unas deliciosas galletas, les dejo una fotos de las mías:

Imagen

Empanadas de queso al horno.

En todos los supermercados de Barcelona venden empanaditas de atún: son tan populares como las de queso en Chile. Personalmente prefiero las de queso, supongo que es porque adoro comer queso, creo que es una de las cosas más ricas que hay. Mis empanadas de queso favoritas son las que se compran camino a La Serena, en la hacienda Huentelauquen; se me hace agua la boca sólo de recordarlas.

La mayoría de las veces las empanaditas de queso son fritas, pero esta vez quise hacerlas un poco más sanas; las cociné en el horno y las hice con harina integral. Me gustó mucho el resultado.

Ingredientes:

  • 3 tazas de harina integral.
  • 1 1/2 cucharadita de sal.
  • 1 1/2 cucharadita de polvos de hornear.
  • 1 taza de leche.
  • 3 cucharadas de mantequilla.
  • Queso tierno o mantecoso.

La preparación de la masa es similar a la que ya les escribí Aquí. En un bol se mezclan la harina, los polvos de hornear y la sal, se reserva. En un lechero se pone a hervir la leche con la mantequilla; una vez que suelta el primer hervor se mezcla con la harina usando una cuchara de madera, después se sigue con las manos hasta formar una masa elástica y blanda.

Se estira la masa, en una superficie enharinada, y se cortan círculos de 10 centímetros de diámetro y se rellenan con el queso cortado en cubitos pequeños. Esta vez lo hice con la ayuda de un molde de empanadas que me trajo mi amiga María desde México. Me lo envió su mamá porque ella le comentó lo que me gustan las empanadas.

SONY DSCSONY DSC

A María la conocí en el VII Fòrum contra les Violències de Gènere. Yo estaba con mi amiga Yazmin; entre mexicanas se reconocieron y yo tuve la suerte de estar ahí. Sí, fue mucha buena suerte 🙂

Y bueno, volviendo a las empanaditas, se calienta el horno a 200°C y cuando ya esté caliente se ponen las empanaditas por alrededor de 30 minutos.

SONY DSC

¡Y a comer! 😀

Galletas de Cereal de Quinua / Popped Quinoa Cookies (Spanish and English).

Estar lejos de Chile a veces da una segunda oportunidad para acercarse a personas que ya se conocían, pero con las que no había ningún vínculo, y formar una amistad a miles de kilómetros del lugar de origen. Eso le pasó a Eduardo cuando vivimos en San Francisco, se reencontró con Rolando y conocimos a su esposa, Paz; creo que esto fue lo mejor de nuestros 3 meses en California.

Rolando y Paz fundaron una empresa llamada Learning Shift, cuya finalidad es el desarrollo de juegos educativos. El último juego se llama Caramba y está dirigido a personas que estén aprendiendo español y necesiten practicar su vocabulario. Pero también es entretenido para quienes tenemos el español como primera lengua, yo estuve jugando hace un rato y las palabras más largas que encontré fueron pediatra y apretarlo, aunque creo que niña y baño me dieron más puntaje.

Les cuento todo esto porque Paz es la primera invitada especial de este blog. Me ha enviado una receta que se ve deliciosa, y me la ha enviado en castellano y en inglés; se nota su interés en aprendizaje de segundas lenguas.

Y bueno, ahora les copio lo que ella me envió:

Galletas de Cereal de Quinua

Imagen

Nací en el norte de Chile y en esta zona la quinoa es parte de la dieta andina. La quinua, quinoa o Kinua en quechua, varía en nombre de acuerdo a la zona de cultivo.  Este super alimento andino es muy alto en proteína, ya que es el único vegetal que es una proteína completa, posee una gran cantidad de nutrientes y es ideal para los celíacos ya que los granos no tienen gluten. A diferencia de lo que piensa mucha gente, la quinua no es un grano sino es una planta de la familia de las quenopodiáceas, que lo hace pariente de la betarraga o remolacha.

El cereal de quinua o pipoca lo pueden encontrar en las en los supermercados bajo el primer nombre, o en las tostadurías bajo el segundo. En California, no es tan fácil de encontrar esta “popped quinua”, pero sí he visto barras energéticas o chocolates con esta variedad. En este link pueden encontrar las instrucciones de como alguien hizo pipoca con quinua normal. No lo he probado, así que no estoy segura de tener los mismos resultados.

Para estas ricas galletas de quinua la receta es la siguiente:

 Ingredientes

  • 500 gramos (4 tazas) de Cereal de quinua o pipoca.

  • 50 gramos de sésamo.

  • 1 taza de azúcar flor.

  • 100 gramos de mantequilla.

  • 2 huevos.

  • 1/2 taza de harina.

  • pasas y/o cranberries secos.

Preparación

Se mezcla lo seco en un bol.

Imagen

Imagen

Se derrite la mantequilla en un sartén para luego agregarla a la mezcla seca.

Imagen

Imagen

Se añaden los huevos y se mezcla toda la masa.

Imagen

Con la mano hacer pequeñas bolitas y ponerlas en un molde enmantequillado. Generalmente ocupo mini moldes de muffins porque creo que es un buen tamaño, pero puede ser simplemente en una plancha. Llevar al horno 180-200 grados por 15 minutos. Si las galletas son más grandes, necesitarán más tiempo en el horno

Imagen

Imagen

Sigue leyendo

Pan de huevo.

Al pensar en un día de playa, a la mayoría de las y los chilenos se nos viene a la cabeza la imagen del señor que recorre la playa gritando “Pan de huevo, pan de nata, palmeras, cuchuflí, barquillo” ¡Que rico!.

Hace tiempo que quería hacer pan de huevo, pero la receta parecía imposible de encontrar. En internet hay muchas recetas que dicen “pan de huevo” pero la mayoría son sólo pancitos dulces, que no tienen ni la consistencia ni el sabor del pan de huevo que se come en las playas chilenas.

¡Pero la encontré! Y la página en la que la encontré es esta: Gato.

Receta:

  • 4 1/2 tazas de harina cernida.
  • 1 cucharadita de bicarbonato de sodio.
  • 1 taza de azúcar flor (glas, impalpable).
  • 1 cucharada de mantequilla blanda (a temperatura ambiente)
  • 2 huevos enteros.
  • 6 yemas de huevo.
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla.
  • 1/4 taza de leche.

Preparación:

En un recipiente grande se junta la harina cernida con el bicarbonato de sodio y la taza de azúcar flor.

Imagen

Aparte se baten los huevos enteros con las yemas y la mantequilla.

Imagen

Se integra a los ingredientes secos. Posteriormente se agrega la esencia de vainilla y la leche. Se junta todo muy bien para formar una masa blanda que no se pegue en los dedos.

Se forman pancitos redondos y se ponen en la lata del horno. Yo los puse sobre papel de horno para que no se peguen, pero también se puede engrasar y enharinar la lata. A los pancitos se les hace un corte en forma de cruz en la superficie.

Finalmente, hornear en el horno precalentado a 180°C por 20 minutos.

Imagen

Pan Pita

¡Me gusta mucho el pan! Y este me ha quedado muy rico 🙂

Receta:

  • 3 1/2 tazas de harina. 
  • 1 sobre de polvos de hornear. 
  • 1 taza de agua tibia.
  • 1 cucharada de aceite.
  • 1 cucharadita de sal.
  • 1 cucharadita de azúcar.

Preparación:

En un recipiente grande mezclar el agua, azúcar, sal y aceite. Luego agregar, poco a poco, la harina y los polvos de hornear. Amasar hasta que la masa no se quede pegada en las manos; si es necesario agregar más harina, y dejar reposar, cubierta, durante una hora.

Después se divide la masa en bolitas del mismo tamaño, a mi me alcanzaron para 8 bolitas, se dejan reposar media hora más. Pasado ese tiempo se extienden sobre una superficie enharinada.

Imagen

Se enciende el horno a 210 °C y 15 minutos después  se pone el pan adentro, use papel de horno para evitar que se peguen a la lata. El pan se cocina bastante rápido, yo lo tuve sólo 10 minutos en el horno. 

Imagen

 Y está listo para rellenar con lo que quieras! Yo hoy lo comí con atún y qué bueno que estaba 🙂